30 Libros: Uno que se leyó de una sentada

El primer ítem en el desafío de los 30 libros es este: Uno que se leyó de una sentada. El único que se me viene a la mente es El Principito.

principito

No recuerdo haber leído El Principito cuando niña. Me acuerdo de las ilustraciones en el libro y de quizás haber visto algo en televisión, pero del contenido en sí, no tengo recuerdos sino hasta más grande y quizás porque escuché mucho hablar de él pero no por haberlo leído. Eso pasó recién este verano.

Estaba yo en Molina, donde mi amiga Paula, y lo vi en un estante y después de almuerzo, aprovechando el solcito me puse a leerlo. Me demoré media hora y eso que lo leí lentamente para absorber todo. Me gustó mucho. Me sentí bien interpretada, también, en muchas partes. El libro habla harto de lo atroces que son los adultos y de lo triste que es que hayan perdido la capacidad de sorprenderse y de imaginar. Me identifico mucho con eso, no sólo porque -gracias a Dios- no he perdido la capacidad de hacer esas dos cosas, sino que el rollo que tengo con crecer y ser adulto me llegó por eso, por sentir la obligación a dejar las niñerías y comenzar a ser adulto fome. No pude. Me quebré.

También me gustó muchísimo que El Príncipito tuviese Baobabs en su planeta porque SON MIS ARBOLES FAVORITOS DE LA VIDAAA. Sí, tengo árbol favorito y creo que alguna vez hice un Top 5 de eso. Jajaja. Pero es que los Baobabs son tan originales, inigualables, hermosos y útiles. Me fascinan.

Obviamente, también me encantó el dibujo de la boa comiéndose el elefante. Me reí mucho.

¿Qué libros han leído ustedes de una sentada?

15 comentarios sobre “30 Libros: Uno que se leyó de una sentada

  1. de una sentada he leído muchos, pero el último que recuerdo (del año pasado) fue “aeropuertos” de Fuguet, al principio un poco fome que pero en un momento da un giro que me provocó una angustia enorme (creo que a las que somos madres nos afecta más) y tenía que terminarlo, tenía que saber que pasaba después…
    Voy a acordarme de otro..,

    Me gusta

  2. Pucha, seré ignorante, pero toda la vida creí que los baobabs eran inventados por el principito… para mí por siempre quedarán en mi memoria las imágenes de la película que vi cuando era pequeñísima y cuando leí el libro me acordaba de estas imágenes. Quisiera no haberlo leído nunca y volver a sentir lo que sentí al verlo-leerlo por primera vez.

    Me gusta

  3. Es distinto leer El Principito cuando eres niña y cuando eres adulta, creo que se entienden cosas muy diferentes. Antes no entendía bien eso de “lo esencial es invisible a los ojos” hasta que lo procesé bien y me hizo tanto sentido. No es un libro del que sea fanática, pero sin duda es muy bonito.
    Creo que “Mujercitas” fue uno los primeros que leí de un tirón, y cuando lo releo también me absorbe tanto que es veloz

    Me gusta

  4. Sé que lo leí siendo niña porque tengo recuerdos de los dibujos de la boa, pero parece que era muy niña porque la sensación es que era medio difícil de entender y se me hizo largo. Obvio que más grande lo volví a leer y lo amé. Creo que necesito tener una copia linda/hermosa para poder leérselo a mi gordo y que lo guarde como recuerdo.

    Me gusta

  5. De una sola vez me leí Martín Rivas (en una sola noche, no lo pude soltar), El Perfume de Patrick Süskind y Desde el jardín de Jerzy Kosinski. Claro que eso hablando de libros cortos, porque los mas cototos de Harry Potter también me los leí de una, parando para comer y dormir nada mas.

    Me gusta

  6. Me ha pasado con varios, no exactamente de una sentada, pero sí con el mismo apetito que tendría de encontrarme en un buffet después de hacer ejercicio. Un crisol de gustos el mío, si fuera hipster me definiría como “ecléctico”.
    Aquí va mi lista con placeres culpables incluidos: Cien años, todo lo que pillé de Tolkien o sobre su imaginario, el famoso de Dan Brown de cuyo nombre no quiero acordarme (me sonrojo), Los trenes se van al purgatorio, Crónicas marcianas, El caballo de Troya (me sonrojo otra vez), ah! Y El guardián en el Centeno. Creo que Pedro Páramo lo terminé de una porque tenía prueba al día siguiente, pero no me acuerdo si lo leí con gusto o no. El colegio asesina el placer de leer con esas pruebas tan sosas.

    Me gusta

    1. Que raro eso que pasa con el colegio. Me leí Hijo de Ladrón a trompicones y a la fuerza para una prueba en 3o ó 4o Medio; di la prueba, volví a mi casa, me tiré a la cama y leí de una la mitad que me faltó. Ahí lo disfruté y lo empecé de nuevo.

      Me gusta

  7. pucha de una sentada creo que tb leí el principito, pero recuerdo que Mala onda lo leí en una tarde o menos y eso que ni siquiera me gustó el libro, pero no lo pude soltar.
    También recuerdo haber leído así de rápido el túnel de Sábato

    Me gusta

Responder a elblogdealerecargada Cancelar respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s