Vacaciones: París, Francia

La última patita de las vacaciones.

No es secreto para ustedes que no soy fan de Francia, pero pasé varios días en París, disfrutando del sol y de las ofertas veraniegas. Benditas ofertas, volvería sólo por ellas. Les digo altiro que no me sé los nombres de los edificios que vi, que no fui a Museos porque fome, pero intentaré mostrarles cosas lindas igual. 😀

Nos quedamos en un barrio en las afueras de París: Vincennes es como Las Condes, me dicen, bien residencial, bien bonito. Está a veinte minutos en metro del centro. Lo genial es que el departamento está cerca de un bosque y como yo soy más de naturaleza que de castillos o museos, feliz de la vida caminé hacia allá.

El bosque en cuestión. Incluía una laguna enorme, llena de pájaros y botes, gente tomando el sol, haciendo ejercicio, paseando perritos. En esta zona queda el zoológico, por si quieren buscarlo en un mapa.

 

Me gustó porque era bosque tupido y no pensé que habría un lugar así en París.

 

La Bastilla.

 

No me acuerdo cómo se llama este parque pero también es enorme y pudimos tirarnos en el pasto un ratito.

 

Lo mejor de ir en verano a Europa es el bronceado fascinante.

 

El parque terminaba en esta parte, que es como la Facultad de Diseño o algo así, de la Universidad de París. ¿O el jardín botánico? No me acuerdo.

 

Otro día, fui a la tienda de papelería que recomendó Aniko en su blog. Había cosas muy lindas pero sólo compré un set de sobres y papel para enviar cartas. 

 

Este es el cementerio donde están enterradas muchas personas famosas. A mi me dio muy lo mismo ir a buscar la tumba de X persona, así que me separé de mi amiga y fui a ver con qué me encontraba.

 

Como esto. Me encantó. No sé por qué está llena de flores, no sé si es una tumba reciente, no sé si era de alguien famoso, pero me gustó toparme con ella. 

 

Muy respetuosamente.

 

Di con este lugar, que es donde está la tumba de Isadora Duncan, la madre de la danza moderna. Fue el único nombre en la lista de famosos que me gustó y aunque no busqué llegar a este lugar, di con él y ahí busqué su tumba. Me costó ENE encontrarla pero di con ella. Ahora que estoy tan metida en lo del baile, me gustó esta ‘coincidencia’. Bonito.

 

Este es un museo de algo. No me acuerdo.

Pero está al lado de la Galería Lafayette, que sí recuerdo el nombre porque aquí está la sección de papelería más grande que he visto en mi vida, un piso completo dedicado a lápices, pinturas, libretas, cuadernos y tanta cosa más.

 

El Río Sena. Al otro día tomamos ese bote que se ve en la foto, se llama BatoBus y es como un Hop-On/Hop-Off pero por el río.

 

Notre Dame. La vez anterior que había estado en París, estuve un día solamente y alcancé a conocer esta catedral, que estaban restaurando, así que ahora pude verla -por fuera- en todo su esplendor.

 

Esas callecitas de Paris que me gustan harto. Eso de tener terraza con ese tipo de mueble, me encanta, no es tan plástico como acá y hace que la experiencia de tomarse un café en la calle sea más bonita. Encuentro.

 

Afuera del Louvre y como soy anti-francia (jaja), me tomo la foto pal otro lado.

 

Desde el BatoBus, que me gustó decirle GatoBus para que sonara más bonito.

 

En las Tuillerías, que conocía del viaje anterior, ahora me pude tirar en el pastito y mirar el cielo. Me encantó poder tirarme al pasto, escuchar ese murmullo francés que no me provoca nada porque no lo entiendo, estar rodeada de gente tomando vino, comiendo queso y uvas, muy francés, muy cliché. 

 

Por los Campos Elisios, en español porque no sé escribirlo en francés y me da lata buscarlo. Al fondo, el Arco del Triunfo. Hacía un calor de mierdi y ya era más o menos tarde pero había luz y eso me encantó. Fue el sol que necesitaba antes de este tormentoso invierno oscuro de Santiago.

 

Ehh… Quizás debimos tomar un tour caminando, ahora que lo pienso, como para aprender más de la ciudad y la historia. Eso siempre le da un toque lindo a los lugares que visito, aprendiendo de ellos, pero no fuimos na. Así que ese es el paseo por París.

 

Ah, olvidaba esto. A la salida de Sephora, se ve al fondo, pedí que me tomaran esta foto porque aunque mis zapatos estaban abiertos por todos lados, llenos de hoyos y tierra, llevaba en los labios un producto Dolce & Gabana, entonces el glamour le gana a la pinta. Me duró como quince minutos, hasta que se salió el labial (en serio ¿Por qué son tan famosos los labiales de marca si son tan malos! Se salen altiro!).

Eso concluye las vacaciones de este año. Me queda un post, con la comida, y liztaylor. Gracias a los que siguen ahí, leyéndome; a quienes han salido del anonimato y me han enviado comentarios o tuits (<3) y a los habituales también, los amo hasta el infinito y más allá.

18 comentarios sobre “Vacaciones: París, Francia

  1. Qué hermoso ese bosque! Yo conocí Paris en invierno, me encantaría poder recorrerlo con otro clima. Ya lograré convencer a sr. marido para hacer un viaje 2.0.
    Cariños!

    Me gusta

  2. Me emociona ver tus fotos porque el próximo año iré a Francia y por primera vez conoceré otro país y viajaré en avión u.u Y miedo igual por las ¿16? horas de vuelo, pero filo, la emoción es más grande. Ya me imagino tomando café en esas callecitas y creerme la muy muy.
    Que lindo ese cielo azul!! Cuánto era que faltaba pal 18? Jajajaja

    Me gusta

    1. Qué buena noticia!!!!! Yay!! Son doce horas no más hasta París así que tranquila y si te sientes con nervio me dices y te doy TODOS los datos que he ido acumulando con los años. 😀

      Creo que faltan como 84 días. I CANNOT WAIT.

      Me gusta

  3. Me cagué de risa con la última foto, me recordó a mi prima pal aluvión, hasta las rodillas con barro, pero con los labios bien rojos jajjajajaj.

    Qué rico ver esas fotos con sol, hasta se siente abrigadito. Acá hoy hace un frío de mierdi, de ese que se te mete por la ropa… Y ayer estaba tan rico!! Hasta vi niños en shorts (no es que yo ande mirando niños en shorts, pero fui a la universidad y era inevitable ver niños po)

    Que ganas de entrar a una tienda bacán de papelería de esas donde puedes recorrer sin que te molesten. Acá hay una muy linda, pero es como la boycot en Providencia, no puedes tocar nada y todo hay que pedir que te muestren, la diferencia es que el caballero que atiende es un amor y se puede pasar ratos de rato mostrando lápices y cosas bacanes.

    Oye, pa la primavera sentémonos en el pastito ❤ Cuando sepa de fechas te cuento más 🙂

    Me gusta

    1. Eso. Glamour ante todo. Te mueres los hoyos que tenían mis bototos, pero glamorosa en el caracho, mierda. Jajajaja.

      Jajaja, reconoce que andabai puro zapeando. Yo habría hecho lo mismo. Acá tampoco hacía frío ayer, estaba exquisito, aunque sin sol.

      Ohh no cachaba eso! Que no te dejaban tocar nada. :O Mala onda. Igual a mi solo me interesa tocar los cuadernos para ver si tienen líneas o son croquis, y si me dejan elegir a mi los lápices por color, mejor.

      POR FAVOR MAKARENNA ANDREA DE LAS MERCEDES Y BACIGALUPO.

      Le gusta a 1 persona

      1. Justo eso de los lápices, tienes que estar pidiendo una carta (hay solo una) tu eliges un color y te pasan SOLO ese lápiz. En Japón estaban al alcance de todo el mundo, al fondo de la tienda, tu sacabas e ibas echando a un canasto… la maravilla!!

        Me gusta

  4. Qué bueno que al final lo hiciste igual!! 🙂
    Yo de antemano le tenía buena a Paris y a Francia en general porque de chica me metieron el grupo que mi papi provenía de por esos lares… algún tataratatarabuelo capaz jajaja. En todo caso tuve francés en el colegio y aunque salí con casi promedio 7, es frustrante estar allá y no cacharles una… 😥
    Me encantaron esos bosques que muestras. Yo aluciné también con las flores en algunos jardines, pero no fui al cementerio. Y no caché que había esos tour en bote y me lo recorrí todo en metro y a pie, tanto así que me hice una ampolla gigante en la planta del pie…
    Y yo igual me quemé su poco y anduve mucho con shores, cosa que no puedo hacer jamás acá.
    Ese que tú le pusiste que parecía un museo es el Hotel De Ville que es como la muni me parece. Yo alojé por ahí cerca en el barrio Le Marais y pasaba todos los días por ahí porque me bajaba del metro en esa estación.
    A mí también me gustaron las terrazas de los cafés con las sillas afuera y en tu foto no se nota, pero a mí me llamó la atención que casi siempre las sillas estaban dispuestas mirando hacia la calle, como si los clientes se fueran a sentar como espectadores de la calle.

    Me gusta

  5. De verano se ve más lindo que en periodo otoño-invierno.
    También soy anti-Francia (no me gustó París cuando fui), igualmente me gustaría volver a ir en otra época del año.
    Compraste algo en Sephora??? Son mejor sus productos que los de marcas caras (son muy durables)
    Lindas, lindas la fotos! Se ve todo verdecito. Me gusta 😊

    Me gusta

Comenta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s